martes, 11 de septiembre de 2012

Reseña EL PAÍS DE LAS MARIPOSAS

Título: El país de las mariposas
Autor: Nerea Riesco
Editorial: DeBolsillo
Año: 2012
ISBN: 9788499897547
Nº de páginas: 336

SINOPSIS: Lee la sinopsis de este libro pinchando AQUÍ

Fue la portada y el título de esta novela lo que me hizo fijarme en ella y pararme a leer su sinopsis, que inmediatamente captó mi interés al ver que se trataba de una novela histórica que abordaba el periodo de la colonización de América. No había leído ninguna opinión anteriormente sobre ella ni sabía exactamente lo que me iba a encontrar en su interior pero la verdad es que ha sido todo un acierto porque esta vez sin buscarlo exactamente me he topado con una temática que ya os he comentado que me gusta mucho, los mayas. Después de haber leído estos meses dos o tres novelas que no habían logrado cumplir mis expectativas, en El país de las mariposas me he reencontrado con un periodo de su historia que aunque ya conocía, me ha gustado igualmente.

La protagonista de El país de las mariposas es Mariana Enríquez, hija menor de Ana y Luis Enríquez, Almirantes de Castilla y residentes en Medina de Rioseco que además de la niña tienen otros dos hijos, Luis y Rodrigo. La historia comienza con el nacimiento de Mariana a mediados del siglo XVI en la casona familiar, un periodo que se encuentra bajo el reinado de Felipe II y con la Inquisición vigente. Su infancia transcurre tranquila y feliz, compartiendo juegos con su amigo Alfonso, hijo de unos judíos conversos y sufriendo las rencillas de su hermano Rodrigo, un niño cruel y envidioso que disfruta haciendo sufrir especialmente a su hermana.
La situación se complicará cuando alcance la juventud y le empiecen a afectar más directamente las consecuencias de las acciones de su hermano Rodrigo, que aunque se trasladará a América a tomar posesión de las tierras que el rey ha entregado a su familia, seguirá influyendo en la vida de su hermana. Es así como terminará prometiéndola con el hijo del virrey de España y Mariana emprenderá rumbo al nuevo mundo, donde se convertirá en testigo directo de todo lo que allí está ocurriendo, hechos que tendrá que transmitir a su rey a través de la correspondencia directa que mantiene con él. Allí descubrirá no solo una nueva cultura que despertará su interés, sino que entre los paisajes exóticos y las selvas frondosas su vida se transformará para siempre.

El país de las mariposas es una novela que, aunque no es de las mejores que he leído relativas a esta temática, me ha gustado mucho, prueba de ello es que la leí en prácticamente un día. Aunque tengo desde hace tiempo en la estantería El elefante de marfil, ha sido mi primer acercamiento a la prosa de Nerea Riesco con un resultado positivo. Me ha gustado mucho su estilo, fluido y cuidado, con un prosa llena de matices, metafórica y delicada cuando la acción lo requiere, logrando que en general la lectura sea grata y muy entretenida
El libro está dividido en capítulos narrados en tercera persona del pasado y la mayoría de ellos comienzan con un pasaje que se entiende extraído de las cartas que Mariana escribe al rey Felipe II. Su función es ser una observadora para el rey y es por ello que estos pasajes suelen incluir descripciones de las impresiones que ella se ha llevado en alguna ciudad o relativas a algún acontecimiento que ha vivido, que posteriormente descubriremos en el capítulo al que sirven de introducción. También es necesario señalar que estos pasajes están escritos utilizando un lenguaje y estilo acorde al periodo en el que se supone que han sido originalmente redactados, diferente por tanto al tono que encontramos en el resto de la novela, igual que ocurre con su maquetación, en la que se ha empleado una letra de menor tamaño para que el lector pueda diferenciar que estos párrafos son una introducción sin dificultad.

Aunque comencé a leerla con la idea de que iba a ser una novela romántica, desde mi punto de vista es más bien histórica ya que aunque hay un romance, es un elemento más, lo verdaderamente importante es reconstruir los hechos que tuvieron lugar en esos años así como darnos a conocer la forma de vida en los mismos. Tampoco encontramos grandes dosis de misterio o acción, el ritmo que sigue la narración es más bien pausado, lo que no es obstáculo para que mantenga muy bien el interés del lector.

Para mí el periodo histórico en el que se sitúa la acción es muy interesante y quizás es debido a esto que la novela me haya gustado tanto, ya que está trabajada y documentada, aportando mucha información sobre los acontecimientos que tuvieron lugar en México en esos años. Como es un periodo que me interesa he leído un montón de novelas que tienen como base no los mismos hechos exactamente, pero sí otros que están relacionados de alguna manera y por lo tanto gran parte de lo que Nerea cuenta en El país de las mariposas es historia que ya conocía. Como señalé al inicio de la reseña, nos encontramos en el siglo XVI por lo tanto hace ya unos años que Hernán Cortes ha conquistado las tierras mayas donde en este momento se encuentra el franciscano fray Diego de Landa, quien desde su llegada al Nuevo Mundo se entregó al estudio de esta cultura convirtiéndose en una de las personas que más logró descubrir sobre su historia, creencias religiosas, modo de vida y escritura entre otros muchos aspectos. Pero si realmente es conocido es por protagonizar el Auto de fe de Maní, en el que quemó cientos de documentos mayas e imágenes de gran valor histórico y documental valiéndose de su figura como inquisidor, hechos que Nerea Riesco refleja detalladamente en El país de las mariposas, acercándonos así a un periodo de la historia quizás desconocido para muchos lectores.

Iglesia San Servacio (Valladolid, Yucatán) ©
No es esto lo único que descubrimos a través de la lectura, ya que también aporta mucha información sobre la cultura maya, sus creencias, medicina, religión, organización de su calendario, su sistema de escritura, etc. Hay que tener en cuenta que para Mariana todo esto es desconocido y a través de conversaciones tanto con fray Diego de Landa como con los propios habitantes de la ciudad en la que se instala, especialmente el médico Miguel con el que establece un fuerte vínculo, va teniendo acceso a toda esta información al mismo tiempo que se traslada al propio lector. Por eso creo que para cualquier persona interesada en esta temática es un libro con el disfrutará al igual que lo he hecho yo, ya que es realmente interesante y está muy documentado.

Si el contexto histórico es resaltable, lo mismo sucede con la ambientación, que ha sido cuidada al mínimo detalle. La trama se desarrolla en dos escenarios principalmente que son Medina de Rioseco en Valladolid y de nuevo Valladolid, pero en este caso situado en México, dos ubicaciones que conozco personalmente. Lógicamente las ciudades que yo he visitado no tienen nada que ver que lo que debieron ser en esos años, pero en el caso de México, como también incluye muchas referencias a los paisajes que rodean la ciudad con su flora y fauna, es posible hacerse una pequeña idea. No son los paisajes lo único que llama la atención ya que también tienen cabida la forma de vida de los indios mayas, sus ropas, alimentos, la estructura de los edificios, el clima, etc logrando en conjunto un mosaico que permite que podamos recrear en nuestra mente cada escenario con facilidad. Aunque si hay algo que perdura en nuestra mente una vez finalizada la lectura es el pasaje que da título a la novela, en el que Mariana descubre el bosque en el que habitan miles de mariposas dando lugar a un paisaje inolvidable. No he podido evitar investigar una vez finalizada la lectura descubriendo que se trata de las mariposas monarca y la verdad es que tiene que ser un espectáculo precioso ver tantas juntas.

Por lo que se refiere a los personajes, todos ellos están bien definidos y mantienen un desarrollo coherente a lo largo de la novela, adaptándose a los cambios y evolucionando poco a poco. Mariana es el personaje principal y a quien llegamos a conocer más puesto que seguimos su desarrollo desde niña hasta convertirse en mujer. Es un personaje que me ha gustado desde el principio. Ya desde niña deja ver su carácter fuerte y luchador, que le permite enfrentarse a su hermano Rodrigo y pasar el tiempo en compañía de su amigo Alfonso a pesar de la oposición de su padre. Es inteligente y observadora y no duda en emprender un viaje a tierras desconocidas para asumir un destino que le viene impuesto sin ningún temor, además de demostrar siempre un carácter rebelde que hace que se opongo a todo lo que es contrario a sus principios y luche por obtener lo que quiere.

El resto de personajes secundarios resultan igualmente interesantes cada uno por razones diferentes y entre ellos encontramos tanto personajes ficticios como reales, siendo fray Diego de Landa quien más destaca entre las figuras que realmente existieron junto al rey Felipe II, aunque las apariciones de este solamente son por referencias hechas por los demás personajes.
Pieza de gran importancia es Miguel ya que es principalmente la vía a través de la cual accedemos a todos los datos relativos a la cultura de sus antepasados los mayas que él ha ido recopilando a lo largo de toda su vida.

Hernán Cortés ©
Me ha parecido muy positivo la diversidad de caracteres que entran en juego para dar forma a los personajes. Rodrigo despierta antipatía y odio incluso siendo un niño ya que disfruta haciendo sufrir a los demás, su hermano Luis es totalmente opuesto, discreto y solitario, Beatriz es una persona dulce y bondadosa al igual que su hijo Alfonso. Son tan diferentes que cuando vas leyendo la historia no puedes evitar sentir emociones encontradas constantemente, ya que aunque algunos personajes en unas situaciones actúan de forma que puede parece reprochable, más adelante inspiran simpatía y lástima.

Aunque me ha gustado tengo que señalar un punto negativo y es el escaso desarrollo que la autora ha dado a la historia de amor. Creo que podría haber extendido un poco más la novela y centrarse en desarrollar más la única parte romántica que encontramos en el libro, me quedo con la sensación de que ha sucedido todo muy rápido y al menos a mí, me ha sabido a poco. La parte final ha transcurrido demasiado rápido en comparación con el ritmo que ha mantenido en el resto de la narración, no es que sea un mal final, es inesperado y sorprende, pero se echa de menos el ritmo pausado que domina el resto de las páginas.

Es el único pero que le pongo a esta bonita novela. Si os gusta la novela histórica y el periodo de la colonización os interesa os recomiendo su lectura, está muy bien documentada e incluye mucha información interesante sobre los mayas. Eso sí, no recomiendo leerla esperando una historia de amor ya que aunque la hay, queda en un segundo plano y sucede todo bastante rápido, por lo que seguramente no cumplirá vuestras expectativas en este sentido.


FUENTES: imagen autora http://twitter.com/nereariesco
el esto de imágenes son de mi propiedad

Gracias a DeBolsillo por facilitarme el ejemplar
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...