domingo, 11 de noviembre de 2012

El bloguero invisible de Kayena

Ya se acerca la Navidad y con ella llega una de las propuestas que, después de la experiencia del año pasado, más ganas tenía de que se volviese a llevar a cabo, el bloguero invisible que organiza Kayena en su blog. Para los que aún no conocéis esta iniciativa, consiste en enviar un libro que puede ser nuevo o usado, siempre que esté en buen estado, a  otro de los blogueros que se haya apuntado. La idea es que el día 6 de enero todos tengamos nuestro libro de regalo y podamos disfrutar de la ilusión que hace desenvolver ese paquete y descubrir qué libro esconde en su interior y qué persona nos lo ha hecho llegar.


Mi experiencia el año pasado fue maravillosa, tanto preparando el paquete con mucho cariño para que fuese un poco especial para la persona que lo recibía, como aguardando la llegada del mío, que debajo del árbol esperó pacientemente a que llegase el turno de abrir los regalos la mañana del día seis. Por lo tanto este año no he tenido ninguna duda a la hora de volver a participar en este proyecto y el libro que he seleccionado y enviaré a la persona que me corresponda será El tiempo que querría de Fabio Volo. Es un libro que tengo duplicado y por lo tanto está completamente nuevo, así que es la mejor ocasión para que encuentre un hueco en una nueva estantería y alguien pueda disfrutar con su lectura.

EL TIEMPO QUE QUERRÍA es uno de esos libros que piden que olvidemos el fenómeno que les rodea para invitarnos al más simple de los gestos: abrirlos y empezar a leer. Sin ideas preconcebidas. Sin prejuicios. Y así permitirle que nos atrape con su historia, con la sencillez y la ternura con que la narra, con la cercanía y autenticidad que respira. Entonces comprendemos por qué se convirtió en un fenómeno en Italia, con más de 1.000.000 de ejemplares vendidos.

"Cuando estaba con ella, muchas veces decía que necesitaba mi espacio. Después he comprendido que el único espacio que necesitaba era ella."

Lorenzo no sabe amar, o simplemente jamás ha sabido demostrarlo. Ahora, a los treinta y siete años, tiene ante sí dos amores difíciles de su pasado, que debe reconquistar, que debe reconstruir. Dos llamadas de teléfono, dos noticias inesperadas le obligan a emprender un viaje a los recuerdos, a su trayectoria personal y a esos sentimientos, los más auténticos, que siempre ha guardado en lo más hondo.

Una historia sobre esos instantes que definen nuestra vida, y esas pequeñas lecciones que no deberíamos dejar escapar. Porque siempre se está a tiempo de comprender, perdonar, luchar, sentir, agradecer y amar.

Si os apetece participar en esta iniciativa solo tenéis que pasaros por la entrada del blog de Kayena y leer las bases completas para ver qué requisitos hay que cumplir, aunque son muy poquitos. Y para finalizar agradecerle a Kayena su organización nuevamente a pesar del esfuerzo y trabajo que conlleva.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...