miércoles, 10 de julio de 2013

ROMA INVICTA EST - Alfonso Solís

Título: Roma invicta est
Autor: Alfonso Solís
Editorial: De Librum tremens
Año: 2012
ISBN: 9788415074359
Nº de páginas: 516

SINOPSIS: Lee la sinopsis de este libro pinchando AQUÍ

Hace unos meses Alfonso Solís se puso en contacto conmigo y me ofreció un ejemplar de su novela para leer y reseñar en el blog. Al tratarse de una novela histórica, que son de mis favoritas, y ambientada en la época romana, no me pensé demasiado la respuesta y acepté su propuesta, recibiendo un ejemplar dedicado a los pocos días.

Roma invicta est nos sitúa en el año 451 d.C., época en la que Roma se encuentra fustigada por decenas de tribus bárbaras y amenazada por las tropas de Atila, el azote de Dios, y tiene por protagonista a Salvio Adriano, un joven recluta procedente de Tarraco que se enfrenta a su primer combate en una inmensa llanura situada al norte de la Galia en la que el general romano Aecio, aliado con los visigodos y otros pueblos federados de Roma, se enfrenta al rey de los hunos.
Su comportamiento en este combate frente a los hunos es recompensado con un ascenso y así se convierte en centenarius, pasando a tener el mando de cien soldados romanos y encomendándole la misión de escoltar a la delegación diplomática enviada a Bracara Augusta para llegar a un acuerdo con Requiario, rey de los suevos. En una aldea próxima será donde conozca a Alana, una enigmática y hermosa sueva que cambiará su vida y por la que se enfrentará a el bárbaro germano Walder, que se convertirá en un enemigo al que tendrá que enfrentarse varias veces en su vida.
Es así como a través de las experiencias, aventuras y desventuras de Adriano recorreremos los últimos veinticinco años del Imperio romano, conociendo las circunstancias que favorecieron la progresiva decadencia de Roma y el abandono por parte de ésta de sus Provincias.

Si no me falla la memoria, Roma invicta est ha sido la primera novela que he leído ambientada en este periodo y me ha gustado profundizar un poco más en el mismo. Alfonso Solís recoge en esta obra los hechos históricos que tuvieron lugar en esta época y a partir de los mismos va novelando el resto de la historia, dando lugar a una novela muy entretenida e instructiva, pues nos permite acercarnos a los últimos años del Imperio romano.

La novela se encuentra dividida en veintiocho capítulos que vienen introducidos por su correspondiente título acompañado de una frase en latín y en algunos casos, la indicación del tiempo y lugar en el que se sitúa la acción. Todos ellos están narrados en primera persona por Salvo Adriano, empleando Alfonso Solís una prosa clara y cuidada, agradable de leer a la vez que sencilla. A lo largo de las páginas vamos encontrando términos propios del periodo que se han mantenido en latín y aparecen resaltados en cursiva y recogidos en un glosario final, al igual que se recoge en las páginas finales un listado de los personajes históricos junto a una breve reseña. Todo ello pone de manifiesto que Roma invicta est es una obra trabajada, en la que su autor se ha esforzado en reproducir con detalle lo acontecido durante esos años y en conseguir que el lector se sienta parte del ambiente que se vivía en los mismos.

Es una novela que a pesar de que sigue un ritmo bastante dinámico requiere una lectura más pausada, o al menos en mi caso que no tenía tantos conocimientos sobre el periodo he tenido que prestar más detalle a nombres y sucesos para no perderme. Pero esto ya os digo que es algo personal y que aquellos lectores que hayan profundizado en la época seguramente no van a tener este pequeño obstáculo.

Sí tengo que señalar un pero en cuanto a la edición y es que necesita una pequeña revisión pues contiene algunas erratas que habría que corregir. Por poneros algunos ejemplos “Debido a la inercia de la cabalgada, muchos suevos cayeron ante a nuestros pies (…) (pag. 199) o “Nos miramos extrañados, hubiéramos jurado que esa bifurcación no exista antes.” (pag. 250). Creo que en la mayoría de los casos son reconstrucciones que se han hecho de las frases en las que se ha quedado alguna palabra descolgada fuera de lugar.

El número de personajes que aparecen a lo largo de las páginas de Roma invicta est es elevado y yo en algunos casos he estado un tanto perdida pues no he sido capaz de retener quienes eran algunos. Entre ellos nos encontramos tanto a figuras que existieron realmente como a personajes ficticios, diferenciados en las páginas finales en las que se recoge la relación de los personajes reales que aparecen indicando quienes fueron.
En el punto central y como figura más relevante siendo el narrador de la historia nos encontramos a Salvio Adriano, un hombre cuya personalidad me ha gustado y cuya evolución vamos observando a lo largo de la historia. Está bien perfilado, proyectando diferentes facetas de su forma de ser  y así conocemos como se enfrenta con valentía tanto en las batallas como frente a sus enemigos pero también tenemos acceso a su lado más tierno y romántico en contraste con el anterior. Es un personaje que posee tanto virtudes como defectos y que va aprendiendo del curso de la vida y de las situaciones en las que la misma le coloca, poniendo de manifiesto sus sentimientos y emociones y resultando de esta manera humano y creíble.

Teniendo en cuenta el periodo en el que nos situamos en la novela la magia adquiere una función importante, representada principalmente a través del druida Lughdyr. Nos encontramos así en la historia con un cierto componente fantástico que aparece integrado en la trama con naturalidad y que nos permite descubrir un poco más sobre estas figuras tan relevantes en esa época y sobre las que se tienen tan pocas evidencias. Será Lughdyr, mago y adivino, el encargado de leer el futuro, ejercer la magia y hablar con los espíritus, todas ellas cualidades que el anciano posee como druida y que resultarán difíciles de aceptar por aquellos que no están en contacto ni conocen de la sabiduría de estos magos, como es el caso de Salvio Adriano.

No solo magia e historia hallamos en las páginas de Roma invicta est pues también el amor tiene cabida en esta novela, encontrándonos una trama que se va desarrollando en torno al romance que surge entre dos de los principales personajes y que va ganando importancia a medida que avanzamos. Es así una obra en la que se conjugan diversos factores que aumentan su atractivo e interés y que hacen que pueda ser recomendable para un amplio público pues va alternando diferentes líneas argumentales en las que predominan unos u otros elementos y todo ello de manera equilibrada.

En definitiva, Roma invicta est es una lectura muy recomendable para todos aquellos aficionados a la novela histórica, especialmente sí quieren profundizar en los últimos años del Imperio Romano y conocer los hechos y factores que contribuyeron a la caída de Roma. Bien documentada y escrita con un estilo sencillo que facilita su lectura, la novela combina con acierto historia, aventuras y romance, resultando entretenida a la par que instructiva.



Gracias al autor por facilitarme el ejemplar
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...