miércoles, 17 de septiembre de 2014

Entrevista a Carlos Díaz Domínguez

La semana pasada salió a la venta A las ocho en el Novelty, una novela cuya reseña publiqué hace unos días, y hoy os traigo una entrevista en la que su autor, Carlos Díaz Domínguez, nos habla un poco más sobre ella.

Carlos Díaz Domínguez
Carlos Díaz Domínguez
En primer lugar y para aquellos que aún no la conocen, ¿nos puedes hablar un poco sobre el argumento de A las ocho en el Novelty?
La trama argumental gira en tres ejes: El tesoro que Manuel Godoy mantuvo oculto y a salvo de los sucesos del Motín de Aranjuez, la posible no paternidad de Carlos IV sobre Fernando VII y, por último, nuestro personaje principal, Leonor Cortes, una anticuaria que recibe el insospechado encargo de buscar precisamente ese tesoro que escondió Godoy. El viaje que tendrá que iniciar Leonor, tanto geográfico como personal, será la esencia de “A las ocho en el Novelty”.

¿Cuándo y por qué surge la idea de escribirla?
Quería escribir algo relacionado con la Guerra de la Independencia y surgió cuando conocí la figura de Manuel Godoy, por quien quedé fascinado.

¿Te ha llevado mucho tiempo su elaboración?
Comencé a documentarme a la vuelta del verano de 2011 e inicié la escritura en enero de 2012. La novela estaba terminada en mayo de 2012. Luego vino la larguísima etapa de retoques, de documentación específica, de repasos…

Y de todo el proceso de creación, ¿qué ha sido para ti lo más complicado o lo que más dificultades te ha ocasionado?
Creo que siempre lo más difícil es afrontar el final y que este resulte creíble, coherente con todo lo que se ha venido contando y que el lector cierre el libro y se haga preguntas.

Detrás de la trama de A las ocho en el Novelty se aprecia una gran labor de documentación. Cuéntanos, ¿cómo ha sido este proceso? ¿te documentaste antes de comenzarla o fue un proceso simultáneo a la escritura?
El grueso de la documentación es siempre al principio y antes de escribir una sola letra. De hecho, con la documentación viene la creación, la inspiración, de la idea de los arranques argumentales. Posteriormente, y una vez terminada, suelo necesitar ampliar la información, pero ya son búsquedas puntuales de algún hecho histórico concreto, de algún personaje o de algún espacio físico en particular.

Catedral de San Basilio en Moscú
Catedral de San Basilio
A lo largo de las páginas mezclas la ficción con los hechos reales, girando estos en torno a la figura de Manuel Godoy ¿Por qué motivo elegiste a este personaje histórico y no a otro como base para desarrollar la trama? ¿Qué te llamó la atención de él para convertirlo en protagonista?
Manuel Godoy es un filón literario. Presidente del gobierno con 25 años, capaz de sentar a una misma mesa a sus dos amantes oficiales (una de ellas la Reina) más su mujer, exiliado durante décadas, inmensamente rico, vanidoso, altanero, conquistador, embaucador… que murió viejo, solo y pobre. ¿Qué te parece? ¿Es o no es una vida de novela?

Al igual que en tus anteriores obras, uno de los puntos fuertes de A las ocho en el Novelty es su excelente ambientación. Para dar forma a estos escenarios, ¿has visitado los diferentes lugares en los que sitúas la acción o te has tenido que servir de otros medios para este proceso?
Creo que esta es la única novela en la que puedo decir que conozco personalmente todos los escenarios. Una de mis pasiones son los viajes y me gusta que mis personajes compartan lo mismo que yo he conocido. Indudablemente se puede entrar más en detalles cuando conoces un lugar, aunque eso no me ha sucedido en otras novelas, como por ejemplo en Tres Colores en Carinhall, que tuve que “adentrarme” durante muchos capítulos en un edificio que fue dinamitado quince años antes de que yo naciera.

interior del café Novelty
Interior Novelty
El emblemático café Novelty en Salamanca da título a la novela y tiene también cierta relevancia en la misma. ¿Cuál es la historia que te une con este establecimiento? ¿Cómo lo conociste y qué te llevó a incluirlo entre los escenarios de tu libro?
Hace más de 20 años tuve la oportunidad de trabajar y vivir en Salamanca y el Café Novelty es un referente de la ciudad. Tenía por costumbre acudir con frecuencia y siempre me encontré muy a gusto en aquel lugar. Quería que Leonor, la protagonista, fuera salmantina y, de todo Salamanca, el Novelty es uno de los lugares más representativos. Aunque la novela discurre en numerosos escenarios, quería que el título fuera asociado con Salamanca. Creo que lo he conseguido.

Son varios los personajes que juegan un papel relevante e imagino que habrá uno que sea tu favorito o al que le tengas más cariño, ¿nos cuentas cuál y por qué razón?
Me encantan las tres mujeres: Leonor Cortés y las dos rusas: Alina Guseva y Valya. Son mujeres fuertes pero que muestran sus debilidades humanas, con objetivos claros y con mucho carácter y, cada una de una manera muy distinta, inmensamente atractivas y enigmáticas. Y luego añado a un personaje secundario que está teniendo una gran acogida, un hombre muy mayor, extremadamente lúcido, con una cultura rebosante y una personalidad arrolladora: don Servando.

Todos ellos, al igual que en tus anteriores novelas, están muy bien perfilados, resultando cercanos y creíbles. Cuando los construyes, ¿te fijas en alguien para moldearlos o son completamente inventados?
Son todos absolutamente inventados. Nunca me fijo en nadie para crear un personaje.

Ha salido a la venta hace unos días y por lo tanto estarás inmerso en el proceso de promoción. ¿Qué actividades estás llevando a cabo para darla a conocer?
Tanto Ediciones B como yo estamos muy comprometidos con las redes sociales, y ahí procuramos estar lo más presentes posibles. También va a tener varias apariciones en medios de comunicación, concretamente en periódicos, y luego tenemos las presentaciones, verdadero punto de encuentro con los lectores y uno de los mejores momentos para cualquier escritor.

En cuanto a las presentaciones, ¿nos puedes adelantar algunas fechas y ciudades que tengas cerradas para los próximos meses?
En la FNAC de Callao, Madrid, el viernes 19; en Salamanca (no voy a decir ni la hora ni el lugar donde presentaré “A las ocho en el Novelty”…), el viernes 17 de octubre y en Las Rozas el jueves 13 de noviembre. Tenemos también pendiente una en Aranjuez pero falta cerrar la fecha.

Carlos Díaz Domínguez en Ledesma
Carlos Díaz Domínguez
En esta semana que lleva a la venta, ¿qué tal ha sido recibida por parte de la crítica y de los lectores?
Pues tengo que confesar que excelentemente bien. Lo que más me ha llamado no ha sido lo que ha gustado, sino lo rápido que se lo han leído las personas que se han puesto con ella. Son 452 páginas que, por lo que se ve, han resultado muy cortas. Ese es el mejor síntoma de que un libro gusta.

¿Qué es lo que más satisfacción te ha generado una vez finalizada y publicada?
Me genera una inmensa satisfacción tenerla en la mano, tocar esa portada tan brillante y oler el interior, pero tengo que confesar que también me produce un punto de pena, y es el compartir con mis lectores las experiencias de los protagonistas. Los personajes van a vivir momentos muy críticos, se van a desvelar secretos muy íntimos y, después de compartirlos conmigo, ahora se los van a contar a todo el mundo que quiera leerlos. Y la despedida de tus personajes siempre es un momento agridulce. “A las ocho en el Novelty” supone mi 5ª novela en ocho años y me llena de orgullo, tengo que reconocer, el haber llegado hasta aquí siempre desde la óptica de dar un paso más en este fascinante trabajo de escritor de historias de ficción.

¿A qué tipo de lectores recomiendas la lectura de A las ocho en el Novelty?
Creo que mis novelas van destinadas al público que lee novelas, ni más ni menos. No va a gustar a los lectores de literatura muy especializada: ciencia-ficción, fantástica, terror, o bien libros de pensamiento. Está enfocada a los lectores de novelas de intriga, de novelas con tintes históricos, de novela romántica y a todas aquellas personas que se sientan atraídas por las intrincadas relaciones humanas. Esas tan imprevisibles y tan caprichosas.

Y a esos que ahora están dudando entre leer la novela o no, ¿qué les dirías para que se decidiesen por ella?
Me remito a lo que leí ayer en un tweet de un blog literario: “Terminada A las ocho en el Novelty. La he devorado”.

Ya para finalizar, ¿puedes anticiparnos algo sobre tu próximo proyecto literario?
Un escritor nunca está parado y tengo bastante avanzado un nuevo proyecto. Esta vez vamos a viajar a la España de hace 100 años. Nos moveremos por la realeza, por el teatro y por los intereses que se movían en aquella sociedad. 

Muchas gracias Carlos por compartir  tu tiempo conmigo y contestar tan amablemente a mis preguntas. Te deseo mucho éxito tanto con esta novela como con tus proyectos futuros.

Nota: las imágenes que ilustran esta entrevista han sido facilitadas por Carlos Díaz Domínguez
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...