martes, 7 de marzo de 2017

El color del perdón - María Suré

Título: El color del perdón
Autor: María Suré
Editorial: Autoeditado
Año: 2015
Nº de páginas aprox.: 478

Hacía más de un año que tenía pendiente El color del perdón de María Suré pero no había encontrado un hueco para ponerme con él, y eso a pesar de que me apetecía bastante leerlo ya que todas las reseñas que había visto eran positivas. Hace unos días por fin me he animado y, al igual que al resto de lectores, ya os adelanto que ha sido una historia con la que yo también he disfrutado. 

El color del perdón tiene por protagonista a Jane, una mujer que reside en Shelton junto a su esposo Jason y su hija de seis años Ashley. En los últimos años, su vida ha ido cambiando, la tristeza y la aflicción han ido invadiendo su corazón y siente que ya no es feliz, siendo el causante de todo ello su esposo, cuyo carácter está convirtiendo el día a día de Jane en un verdadero infierno. Por si esto no fuese suficiente, cuando reciba la llamada de la sargento Stevenson comunicándole que ha sido hallado el cadáver de su padre, desaparecido cuando ella tan solo era una niña, los recuerdos de su triste infancia volverán a cobrar protagonismo. Su madre les abandonó cuando ella apenas tenía un año y su padre, roto de dolor, consiguió sacar a su familia adelante en soledad, aunque cuando ella tenía doce años desapareció una noche sin dejar rastro. Ahora, veinte años más tarde y gracias al descubrimiento de su cuerpo, la policía sabe que fue asesinado, y se disponen a reabrir el caso para investigar quién pudo cometer el crimen. Esto supondrá que Jane tenga que hacer frente a la realidad de las pistas que la policía va descubriendo, mientras intenta encontrar una vía de escape para alejarse del martirio que supone la convivencia con su esposo.
María Suré
María Suré

De esta manera, en el interior de "El color del perdón" vamos a encontrar dos hilos argumentales que a su vez transcurren a través de dos planos temporales. Por una parte nos situamos en la actualidad y aquí vamos a seguir tanto la evolución de la investigación del asesinato del padre de Jane, como la trama en torno a su vida privada. Al mismo tiempo y de forma paralela nos trasladaremos en el tiempo para descubrir lo ocurrido veinte años atrás, cuando su padre desapareció y, un poco más tarde, lo que fue el comienzo de su relación con Jason.  

Tenemos así una novela dividida en capítulos que van alternando entre la actualidad y el pasado, indicándonos al comienzo de cada uno el emplazamiento y la fecha en la que nos situamos. Esta estructura unida al propio planteamiento hace que la historia sea ágil y dinámica, la lectura resulta muy entretenida y se avanza por sus páginas con rapidez. María Suré utiliza un narrador omnisciente que tiene acceso a todo lo que está sucediendo, aunque la mayor parte del tiempo la historia llega desde la perspectiva de Jane, y el estilo que emplea es sencillo, directo y fluido.

Jane es el personaje principal en esta novela, girando ambos hilos argumentales en torno a su figura. Es una mujer a la que vamos a conocer con bastante profundidad pues la autora se encarga de dibujar su perfil con detalle, complementándose esta caracterización con la exposición de lo que ha sido su vida. En el tiempo actual Jane es una persona marcada por la situación familiar que atraviesa, con un marido que se ha convertido en su principal enemigo y que hace que su día a día esté dominado por el miedo. Aún así no va a perder la dulzura, honestidad y simpatía que siempre la han caracterizado, demostrando continuamente el amor que siente por su hija y por aquellas personas con las que se siente más cercana. Como protagonista, es un personaje que se gana el aprecio del lector y eso hace que se siga con mayor interés la evolución de la historia.

Junto a ella otro personaje a destacar es su esposo, Jason, un hombre cuyo perfil está igualmente detallado para que lleguemos a descubrir todos los matices que esconde su personalidad. En su caso posee un carácter más complejo, con múltiples cambios de humor y una personalidad agresiva que va a exteriorizar continuamente. Comprobaremos sus reacciones ante cada situación y poco a poco iremos descubriendo el trauma que se esconde detrás de todo ello, aunque eso no va a ser excusa para justificar su comportamiento y es por eso que es un personaje que, al contrario que su esposa, provoca nuestro desprecio y repulsa inmediatamente. Creo que este es uno de los puntos positivos que tiene su construcción, no es un hombre que deje indiferente al lector, sino que vamos a compartir la rabia, el desprecio e incluso el temor que la propia Jane experimenta.

Y junto a ellos otra serie de personajes secundarios a través de los que María Suré aborda distintos aspectos en su novela entre ellos la amistad, el amor, la relación con los hijos, la necesidad de protección, el sacrificio, la infidelidad o el sentimiento de culpabilidad. Al margen de todas estas cuestiones, es el maltrato el tema que está más presente en "El color del perdón", un tema delicado que la autora aborda de una forma directa, mostrándonos tanto las reacciones del maltratador como de la persona maltratada, la evolución que sigue su relación, cómo se va deteriorando, el miedo que invade a la víctima del maltrato o los cambios en la mente del maltratador entre otros aspectos.

De esta manera El color del perdón es una novela en la que se combina el thriller psicológico con la novela negra, dando como resultado una lectura intensa que mantiene el suspense y la intriga prácticamente hasta su desenlace. Por lo que se refiere a la investigación, a medida que avanzamos van apareciendo pistas que suponen giros argumentales e incrementan la necesidad de saber qué ocurrió realmente con el padre de Jane, una trama que se va viendo frenada al alternar con lo que está sucediendo en el otro hilo argumental. Esto podría haberse convertido en un problema si esa línea argumental no hubiese estado equilibrada, pero el interés de lo que está sucediendo en el presente hace que no nos importe que la investigación quede en un segundo plano mientras seguimos los pasos que va dando Jane en su día a día junto a Jason.

Resumiendo, El color del perdón es una novela ágil, que mantiene la intriga y el suspense, y que va ganando fuerza a medida que avanzamos hasta desembocar en un final intenso e inesperado. Una historia compleja que aborda el tema del maltrato además de otras cuestiones de índole personal, contando con unos personajes consistentes y creíbles que contribuyen a aumentar el interés de la obra en su conjunto.

Si te ha gustado mi reseña, puedes comprar El color del perdón a través de los siguientes enlaces:


Gracias a la autora por facilitarme el ejemplar para su reseña
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...